frederic-martel-julien-falsimagne

Frédéric Martel: “No creo que la democracia directa vaya a funcionar en España, ni siquiera en la era de Internet”

Publicado en CTXT, el 2 de febrero de 2015.

¿Cree usted que Internet acabará con sus raíces culturales?, ¿diría que los pueblos, la gente, están perdiendo su identidad por culpa de la Red? Pues bien, según el periodista y sociólogo francés Frédéric Martel, se equivoca. Si bien Internet se construye a través de una gran red globalizada que facilita las comunicaciones y permite acceder a distintas informaciones desde cualquier rincón del mundo, el usuario lo usa de una forma “territorializada”, manteniendo su comunidad y su esfera cultural. A esta conclusión ha llegado Martel tras pasar los últimos años visitando más de cincuenta países para descubrir cómo y para qué los ciudadanos, en cualquier parte del mundo, utilizan Internet. Una investigación que desarrolla en su nuevo libro, Smart. Internet (s): la investigación (Taurus), haciendo referencia a ese mundo smart, inteligente, ingenioso, que se ha apoderado de nuestras vidas: smart city, smart economy, smart TV, smartphone, etcétera, y que pronto será sinónimo de Internet.

Martel (Chateaurenard, 1967) es un tipo que lleva bien el siglo XXI. Responde enseguida al teléfono y te invita a su casa, casi sin preguntar quién eres. Vive en un ático en el famoso barrio de Le Marais de París, en un apartamento renovado con un salón comedor de 60 metros cuadrados. En las paredes hay varios carteles enmarcados del Festival de Aviñón, y libros, cientos de libros perfectamente ordenados: los diccionarios en la estantería superior izquierda, las novelas encima de una cómoda que se extiende de punta a punta de la habitación, sus propias publicaciones encima de éstas, en la estantería central, a simple vista y en sus distintas traducciones. La noche anterior hubo cena en su casa -el filósofo estadounidense Michael Sandel visitaba París y Martel le hizo de guía- por lo que se disculpa por el supuesto desorden mientras alaba el extenso currículum de su visitante que, además, es profesor en Harvard. Encima de la mesa, su grabadora y su material de trabajo para la emisora France Culture, donde dirige y presenta los domingos el programaSoft Power, le magazine global des industries créatives et des médias. Martel es doctor en Sociología, titulado en cuatro másteres, ha trabajado como asesor en las embajadas de Francia en Estados Unidos y en Rumania; ha sido profesor visitante en Harvard y es profesor en la prestigiosa Sciences Po de París. En sus investigaciones combina esa exhaustividad académica con la non-fiction, género en el que escribe las stories que descubre en sus viajes. Un estilo propio que ya le ha valido otros éxitos, como Mainstream o Global Gay (ambos publicados también en Taurus), y que ahora se repite en Smart.

Sorprende ver que aún hay alguien que dedica varios años de su vida a la preparación de una investigación así. Usted es periodista y sabe que ahora mismo pocos medios hacen esto.

Efectivamente, nadie lo hace. En Francia y en Europa en general el periodismo y la universidad no tienen muchos vínculos. La combinación del plano académico y el periodístico no se practica demasiado y mi estilo es precisamente ése, mezclar los dos. Un periodismo intelectual, de calidad, pero accesible. No deja de ser una investigación académica sobre algo que está pasando y sobre lo que podría pasar, pero también es una historia con sus personajes y, espero, agradable de leer.

¿Es la libertad de expresión o la privacidad lo que debería primar en Internet?

Es necesario que exista un equilibrio entre las dos. Lo que ocurra en Internet debe estar siempre entre esos dos parámetros.

¿Pero cree que son compatibles?

Es necesario que así sea. No se puede prohibir todo, de ser así estaríamos en un régimen autoritario; pero tampoco se puede permitir que todo sea dicho, porque estaríamos atentando contra la privacidad. Hay que trabajar para encontrar un equilibrio entre estos dos derechos.

¿Y cómo combinar la libertad de expresión en la Red con la regulación de las instituciones?

Internet es una herramienta global con infraestructuras globales y no creo que podamos plantearnos cómo regularla. Sin embargo, sí defiendo que se regule la acción de sus actores, es decir, los grandes sites, los actores que dirigen Internet, Google, Amazon, Facebook, etcétera. Esa regulación debe tocar aspectos como la privacidad o la gestión de datos.

(…)

Lee el resto de la entrevista en CTXT.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s